Caminos

Mensajes sin remitente

Podría indicarte el camino. Marcarte en el mapa de tu vida las decisiones correctas. Me equivocaría una y mil veces si lo hiciera así. Sólo el tiempo nos recuerda en que fallamos. La vida es un laberinto, perderse para encontrarse. La vida es decidir. Todo por lo que has luchado está en riesgo de pérdida si no le dedicas el esfuerzo que utilizaste para ganártelo. Nunca puedes volver atrás. Pero puedes no volver a fallar en lo mismo. Aunque haya piedras con la que te querrías tropezar toda la vida. Recuérdalo; baila, sonríe, grita, disfruta, llora, salta, ríe, enloquece. Y cuando no esté, apunta en un papel todas las cosas que te gustaría que supiese. Todo lo que deberíamos de haber compartido. Y cuando volvamos a encontrarnos, porque pienso olvidarte hasta que la casualidad deje de importarme, quiero saberlo todo. Cada baile sonriendo, cada llanto, cada salto disfrutado, cada locura…

Ver la entrada original 27 palabras más

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s