Nota en la nevera

Impoesiable

Tengo la mala costumbre de olvidarme de lo importante.
Pierdo las llaves, el dinero, el tiempo, el miedo o la vergüenza hasta el punto de no saber dónde he dejado las cosas.

Si, soy despistado. Y de vez en cuando me olvido pensamientos en trozos de papel, en servilletas o en pentagramas con mala letra. Me olvido del pasar del tiempo y, para cuando lo encuentro, ya es demasiado tarde. Con bastante frecuencia me olvido hasta de mi nombre e intentó parecer quien no soy, a lo cual me olvido de que estoy haciendo el ridículo.

Y claro, ente despiste y despiste, a veces llegan oportunidades que vuelven por el mismo sitio, cual maleta errante en la línea de equipaje de un aeropuerto cuyo dueño ha olvidado no porque no le importe, sino porque en ese momento pensaba en otras cosas. Desde entonces, trato de llenar mi nevera de notas…

Ver la entrada original 227 palabras más

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s