Pasos pisados

Mensajes sin remitente

Siento el vértigo en mi pecho cada vez que pienso en cómo he llegado hasta aquí. Aun sabiendo el final, no quise perderme ni un segundo de vida en tus labios. Tengo la mala costumbre de querer compartir mis buenos momentos, por eso cuando dibujaste el punto final, empecé a escribir. Aunque ahora soy bueno si sueno a triste. La distancia me ha enseñado que nunca es suficiente si se sigue queriendo cerca. El tiempo me ha hecho comprender que no es sólo lo que quieres, sino lo que haces con lo que quieres. Me duelen todas las cosas que no sé explicar, como todos esos recuerdos que llegan demasiado tarde. Quizá llevo viviendo en tu boca desde el primer te quiero, y mi corazón anda perdido desde el último beso. En realidad, hoy sólo quería pedir perdón por odiar a tu libertad cuando no contaba conmigo. Pero al…

Ver la entrada original 58 palabras más

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s