¡Pepinillos y escucha activa!

La lagartija, el blog de Luis Juli Aydillo

Dichosas aquellas largas vacaciones veraniegas. Siendo pequeño, al acabar el curso escolar, cambiábamos del pueblo en el Pirineo, en el que vivía todo el año, al pueblo de mi madre en La Rioja. Días alegres donde nos reencontrábamos con abuela, tíos, primos… En esos días calurosos había sobremesas de los mayores mientras los pequeños trasteábamos por allí sin prestar demasiada atención a las charlas de los mayores. En alguna ocasión llegaba a nuestros oídosalguna conversación, palabras sueltas, que atraía nuestra párvula curiosidad. Una vez, mi tío Carlos, empezó a contar que había plantado unos pepinillos en la huerta. Estos pepinillos eran pequeños y no se necesitaba pelarlos para comerlos. ¡Y eran muy ricos!

  • Luis, ¿más batallitas de niños?
  • ¡No te imaginas lo que yo aprendí de los pepinillos!

Luis Juli Aydillo ¡Pepinillos y escucha activa!

Con esta información, y nuestras dotes deductivas, los pequeños llegamos a las siguientes conclusiones:

  1. Los pepinos nos encantan.

Ver la entrada original 496 palabras más

3 comentarios en “¡Pepinillos y escucha activa!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s